r Reseña Fukigen na Mononokean Tsuzuki - Neko-anime.com

Reseña Fukigen na Mononokean Tsuzuki

Reseña Fukigen na Mononokean Tsuzuki

Noticias anime

lightbulb_outline La siguiente reseña Fukigen na Mononokean Tsuzuki -
Capítulo 1
contiene spoiler, si ya viste el capítulo por favor sigue
leyendo, sino puedes verlo en cualquiera de las plataformas. Aviso, esta serie
es para Shippear, para amar a los Yokais,
anhelar tener un Peludito y rogarle
a Kamisama por un Telenacuajo para no pagar factura. Disfrútala,
no podrás abandonar esta increíble y colorida serie.

mononokean.tv

twittermononokean_tv

reseña Fukigen na Mononokean Tsuzuki - Capítulo 1

CAPÍTULO
1 “LA CORTINA DE LA EXTREMIDAD”

Este regreso me trae hermosos recuerdos, regresan las historias conmovedoras de los Yokais, los trabajos arduos, la pareja exorciza Yokais número 1 del anime Ashiya y Abeno, junto al Yokai más tierno del inframundo Peludito. Los S.O.S no siempre son tan… ya saben S.O.S. Los medios de comunicación ahora son algo animalados Yokaisticos y los Legisladores son algo hermosos y mujeriegos ¬¬. Un trabajo muy estilo travesía Potterhead en medio del bosque, mala señal del Telenacuajo y una bestia feroz y hambrienta, serán el fuego que enciende nuestras vidas Otakus.

OPINIÓN
CAPÍTULO 1

Después d dos lagos años de espera, de pedirle a Kamisama que nos enviara otra temporada, nuestras suplicas han sido por fin escuchadas y hoy podemos disfrutar de lo que parece ser una prometedora temporada de Fukigen na Mononokean Tsuzuki, sin antes quisiera resaltar lo hermoso que ha sido el opening y lo mucho que me ha intrigado, es que ver la escena de aquel hombre misterioso rubio de espaldas y un Ashiya Hanae algo pequeño, esperemos que sea algo que nos mate de amor, sin más que agregar aparte de los hermosos colores vivos que se perciben en este capítulo, iniciemos con nuestra opinión.

LA LABOR DE UN AYUDANTE DEUDOR MAL PAGADO

La acción no da espera y nuestro Ashiya Hanae junto a Moja o más conocido por todos los fanáticos como Peludito, envisten una rápida captura tras un Yokai o demonio algo peludo también llamado Utakani, quien al parecer tiene intenciones de permanecer en el mundo terrestre, pero nuestro hermoso y sensual maestro Abeno Haruitsuki en su elegante yukata, intenta ofrecerle un pacífico exorcismo a tal demonio, con tal de que lleve un vida tranquila y feliz en el inframundo junto a las demás criaturas que en el habitan. Después de un exitoso exorcismo y un puntual transporte con apertura de puertas de la Mononokean, Ashiya y Abeno se despiden del pequeño Yokai, para después Haruitsuki pagarle unas triste monedas EN (dinero del inframundo) a nuestro Hanae, quien claro está, no le parece lo poco que recibe (yo creo que obtienen más los limpia parabrisas que nuestro joven protagonista). La triste verdad es que con esos pagos, nuestro tierno Ashiya no terminara nunca de pagar la deuda, por otro lado, volvemos a las historias tristes de los Yokai, ese pequeño Utakani fue alguna vez una mascota y al morir no aceptaba alejarse de los humanos (Oh Utakani, marchamos, pero deseo que algún encuentres a tu madre… nop, no es una frase de Josu Miel, para nada). Luego de un hermoso recorderis de la temporada pasada, volvemos a la cotidianidad de un joven estudiante semi normal.

HANAE EL DE LA ENFERMERÍA

Los recuerdos llegan y más cuando se trata de un chico con su mascota Yokai, una madre amante de las flores que le da un significado a cada una por su nombre y aun hijo que bueno, ve Yokais, lo apodan Hanae el de la enfermería y lleva el nombre de una flor (Y de fondo un llanto incomprendido por tal vida). Lo raro inicia y no me refiero al profesor que no para de hablar, sino a la ausencia de Abeno en clases. Para exagerar el momento, la Mononokean ha sido conectada al aula de clases por una emergían S.O.S jajaja tan obvia yo verdad. Bueno al parecer si ocurrió algo grave y es que nuestro Legislador del lago Rippou ha tenido un accidente y necesita que nuestros dos protagonistas bellos, vayan a verlo. Al llegar, pues bueno uno diría que es algo muy muy grave, ya saben que no se pueda mover, que este en coma o yo que sé, pero… al llegar es un brazo enyesado y el favor de cargar la pipa (lo peor es que en su mirada vi algo de intriga y hermosura, pero era su brazo jajajaja).

UN TRABAJO MUY TELENACUAJADO

Como los favores no son gratis y eso es bien sabido aquí, en la china y el inframundo, nuestro hermoso y sensual Rippou les ofrece dinero a cambio de que terminen un trabajo que él no puede hacer debido al golpe en su brazo, que cabe aclarar lo ocasiono una Yokai que bebía con el Legislador y al parecer se pasó de copas ¬¬. En fin nuestro tierno Ashiya acepta el trabajo ya que el dinero le serviría para pagar su deuda y aun así seguir trabajando en la Mononokean, ya que al parecer eso lo hace muy feliz… pero Abeno no está convencido de hacer el trabajo, aun con la cantidad que ofrecen y menos le suena la idea de que Ashiya siga trabajando después de saldar su deuda con él (¡¿Por qué?! ¡Si se ven hermosos juntos, déjalo trabajar contigo hasta la muerte!). En medio del trabajo arduo de escribir y poner sellos en los pergaminos, trabajo que Ashiya ha hecho bien a pesar de la poca fe de Abeno, el Legislador ha notado gracias a su tierna hermanita Shizuku que ha llegado a visitarlo, que uno de esos pergaminos debe ser entregado con urgencia al Ejecutivo (quien quiera que sea el nuevo personaje). Para completar tan bella petición, nuestro Ashiya deberá ir solo hasta el lugar de entrega, dar un mensaje muy personal y poco profesional y simplemente acompañado de un Telenacuajo (un renacuajo que quizás sea sirva de teléfono ¬¬). Ah sí, para sentirnos más seguros y confiados de la seguridad de Ashiya, el legislador le ha dado el permiso y enorme trabajo de escoltador personal a Peludito, (/゚Д゚)/  confiemos en los cuidados de Moja.

POTTERHEAD EN EL BOSQUECILLO

El camino hacia el Ejecutivo ha iniciado y en medio de este las travesías han sido algo duras y difíciles, pues para ir hacia tan importante persona se debe atravesar el bosque y para complicar la situación, la señal del Telenacuajo se ha perdido del todo. No sé qué ha pasado a parte del buen susto que se ha llevado Ashiya, pero ver a ese Hipogrifo muy sacado de Harry Potter y el Prisionero de Azcban, me ha transportado a Hogwarts en un pestañear. Ah sí, y para completar la situación aún más incómoda, se nos ha aparecido por la espalda en un bosque tenebroso de Hogwarts un tigre gigante con pulseras de cuentas y cara de pocos amigos conocido como Zouyu (jajaja no, pero ya quería meterlo ¡muy Potterhead!). Solo nos resta esperar el próximo capitulo para enterarnos si ese era el ejecutivo en su forma Yokai (Lo digo por las pulseras, perdón si resulta ser un spoiler) y nos resta anhelar ver más Shippeo entre nuestros protagonistas (Lo digo porque vi un Abeno muy preocupado por su empleado). Espero les haya gustado esta reseña, sin más nos vemos en el próximo capítulo de Fukigen na Mononokean Tsuzuki.

Posdata: ame este regreso, ame ver a nuestra pareja exorcista de Yokais favorita, ame Shippear cada momento y ame ver a Peludito. Por cierto son 13 capítulos que tendrá esta segunda temporada para que respiremos inframundo a morir.


Reseña Fukigen na Mononokean Tsuzuki

Descargar anime por MegaDescargar anime Mega
Me gusta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las siguientes reglas GDPR deben leerse y aceptarse:
Este formulario recopila su nombre, correo electrónico y contenido para que podamos realizar un seguimiento de los comentarios realizados en el sitio web. Para obtener más información, consulte nuestra política de privacidad donde obtendrá más información sobre dónde, cómo y por qué almacenamos sus datos.

Cerrar